Tesauro
Inicio 
 
TEMÁTICA
 
Normas Generales
Capacidad
Procedimientos
Perfeccionamiento
Ejecución
Equilibrio
Nulidades
Liquidación
Responsabilidad
Controversias
Tipología
Régimen especial
 

Esta página contiene dos (2) jurisprudencias

 

 

 

En virtud de lo dispuesto por le decreto 0019 de 2.012, este tema ha perdido relevancia

 

{§-0001}    JURISPRUDENCIA

 

AVISOS EN PRENSA

 

INEFICACIA

 

CONSEJO DE ESTADO, SALA DE LO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO, SECCIÓN TERCERA, SUBSECCIÓN B, Consejera ponente: RUTH STELLA CORREA PALACIO, Bogotá, D.C., veintisiete (27) de abril de dos mil once (2011), Radicación al número: 11001-03-26-000-1999-00045-01(16763),

 

6. Segundo cargo: Violación de la ley por no coincidir el objeto de la licitación pública con lo señalado en los avisos de prensa

 

De acuerdo con la demanda es manifiesta la diferencia entre el objeto a licitar previsto en la resolución demandada y el que aparece en los avisos de prensa. Ello acarrea, a su juicio, violación de los numerales 1 y 3 del artículo 30 de la Ley 80 de 1993, puesto que la publicidad del acto de apertura es una operación administrativa desarrollo de aquel.

 

Frente al cargo, Ecosalud SA alegó que no existe norma expresa “ni tácita” que obligue a presentar los avisos de publicación en los mismos términos de la resolución de apertura, lo importante es que el objeto de la licitación quede claro tanto en el acto administrativo de apertura como en los avisos de prensa, además ellos no se contradicen.

 

Por su parte, la Nación-Ministerio de Salud puntualizó que cuando los respectivos avisos se concretan a la ciudad de Bogotá y a los departamentos de Cundinamarca, Antioquia, Valle del Cauca y Caldas, como los territorios a los cuales se refiere la convocatoria correspondiente, está incluyendo territorios cuyas entidades administrativas tienen el carácter de socias de Ecosalud, de manera que se encuentran dentro del ámbito territorial de competencia de ella.

 

A su turno, el Ministerio Público resaltó que el objeto de la convocatoria consistía en seleccionar a los operadores del juego de suerte y azar en cuatro cifras, y esto coincide plenamente con el objeto descrito en las publicaciones por medio de las cuales se divulgó dicha convocatoria, de tal manera que no se incurrió en tergiversación alguna, como lo expone el demandante.

 

Al respecto, la Sala encuentra que el primer aviso de la Convocatoria Pública No.004 de 1999 publicado en el diario El Tiempo el martes 25 de mayo de 1999, en la página 13A, contiene una previsión significativamente distinta de lo que se ordenó en el artículo 4 de la Resolución 0799 de 1999, acusada.

 

(...)         Ahora, no obstante acreditarse la evidente discrepancia entre lo previsto en el acto de apertura de la licitación y lo señalado en los avisos que dieron publicidad al mismo, para la Sala no es de recibo el planteamiento del demandante. Los defectos que puedan presentarse en la notificación de un acto administrativo no afectan la validez de la decisión que en el se contenga.

 

En efecto, la jurisprudencia -con base en lo dispuesto por el artículo 209 superior, los artículos 3, 43, 46 y 48 del C.C.A. y el parágrafo del artículo 119 de la Ley 489- tiene determinado que la publicidad de los actos administrativos atañe a su fuerza vinculante, esto es, a su oponibilidad frente a terceros.

 

Además, las causales de nulidad del acto administrativo que prevé el inciso 2 del artículo 84 del C.C.A. se predican de circunstancias anteriores o concomitantes a su expedición, esto es,  relativas a su formación, de modo que las anomalías que se presenten con posterioridad no tienen la virtualidad de afectar su validez o legalidad, sino que sus efectos se proyectarán tan sólo en el ámbito de su eficacia y oponibilidad.

 

De ahí que el examen de validez jurídica de los actos administrativos que se adelanta en sede jurisdiccional se predica, de ordinario, a aspectos atinentes al momento de su nacimiento y no respecto de circunstancias posteriores.

 

Síguese de todo lo anterior que los defectos o irregularidades que pueda acusar la publicación del acto administrativo que se demanda, no configuran una causal de anulación del mismo, toda vez que la publicidad de los actos administrativos es un requisito que atañe a su eficacia, vale decir a su obligatoriedad, más a no su validez ni a su existencia jurídica.

 

Lo que da tanto como afirmar que la legalidad de la Resolución 0799 de 1999 no puede verse afectada por las evidentes discrepancias que se advierten entre el texto de la misma y los avisos de prensa que se publicaron para darla a conocer, en tanto la validez de los actos administrativos no está condicionada a la publicación. Los defectos que se presentaron en la publicación, no inciden en la legalidad del acto enjuiciado.

 

En tales condiciones, tampoco tiene vocación de prosperidad este cargo.

 

{§-0002}    JURISPRUDENCIA

 

AVISOS EN PRENSA

 

NULIDAD

 

Consejo de Estado, Sección Tercera, Consejero ponente: RAMIRO SAAVEDRA BECERRA, Bogotá, D.C., tres (3) de mayo de dos mil siete (2007), Referencia: Expediente No. 16209, Radicación No. 250002326000199500787 01.- 

 

Como cualquier procedimiento administrativo, éste, que es especial, también cuenta con una serie de requisitos sustanciales y formales, sin cuyo cumplimiento u observancia no puede dar lugar a una decisión válida y legal; si la ley establece unos procedimientos, pasos, etapas, actuaciones, que se deben realizar en la preparación de ese acto administrativo, su omisión dará lugar a una expedición irregular del mismo, que permitirá, así mismo, su anulación judicial.

 

Es el caso, por ejemplo, en que siendo obligatoria la publicación previa a la apertura de la licitación, de avisos con amplia difusión, en los que se informe sobre el objeto y las características esenciales de la respectiva licitación o concurso (num. 3, art. 30), éstos sean abiertos sin cumplir con tal publicación.

 

En eventos como el descrito, en los que se desconozcan los requisitos que se deben cumplir de manera previa a la expedición del acto de adjudicación y durante el proceso de formación de la voluntad administrativa, es lógico que el acto finalmente proferido por la respectiva entidad, independientemente de quién resulte favorecido con él, estará viciado de nulidad, por cuanto habrá sido expedido en forma irregular. 

 

 

 
 
NORMAS
 
Ley 80 de 1.993
Ley 1150 de 2.007
Ley 1474 de 2.011
Dec. 019 de 2.012
Dec. 1510 de 2.013
C.P.A.C.A.
Dec. 1082 de 2.015
Normas anteriores
 
INFORLEX SAS ©
Derechos Reservados
Álvaro Darío Becerra Salazar
MMX - MMXV